También los médicos se equivocan

Recuerdo cuando estudiaba medicina en la universidad, los profesores acostumbraban a reclamar a los alumnos que en medicina no se pueden cometer errores, que todo hay que sabérserlo como “nuestros propios nombres” y sería imperdonable equivocarnos.

Con el tiempo me di cuenta que todo esto era una falacia: no hay médico (incluido mis profesores) que no se haya equivocado en su carrera profesional, y es más, que aún continúen confundiéndose.

Cuando hablo del error en medicina no me refiero a todo lo que conlleve a dejar un paciente con daños permanentes o incluso con gravedades como la muerte. Sino que quiero decir, que el error médico podría definirse según el Instituto de Medicina de los EE.UU. (IOM) como un evento adverso o cerca de ser producido, que en su mayoría puede ser prevenido, con los actuales conocimientos de las ciencias médicas.

Debemos aceptar que los médicos no son robots (de momento), sino que son humanos y como tales nunca dejarán de cometer errores. Al asumir este hecho entonces estaríamos con mejor preparación para trabajar las situaciones que podrían desencadenar una equivocación y así tratar de prevenirlas.

Tenemos muchas formas de cometer errores, algunas no llevan a un daño fisico (pero si podría ser emocional) de un paciente como por ejemplo: perder una historia clínica, confundir los datos, no explicarles las cosas debidamente al enfermo, etc. hasta otros errores de mayor envergadura como sería darle una medicación a una persona la cual es alérgica o usa otro fármaco que puede interaccionar.

Los errores afectan de manera bidireccional, por un lado al paciente (ya sea física o emocionalmente) y por el otro al médico también de forma muy intensa ya que puede llevar incluso a la frustración del mismo si no está preparado ante lo inevitable de las confusiones.

Algunas cifras:

En una investigacion en hospitales del Estado de Colorado en 1999, se encontraron en 54 mil historias que el 54% de los errores eran prevenible, es decir ¡más de la mitad!

La IOM  en 1999, concluye que en EE.UU. más de 1 millón de norteamericanos sufrieron algún error prevenible y 98 mil murieron. El error médico fue la octava causa de muerte, por encima del cáncer de mama y accidentes de vehículos.

Datos arrojados por la prestigiosa revista British Medical Journal (BMJ) en marzo de 2000, en donde revelaba datos de un estudio realizado en la década del 80 en New York durante 1 año que encontró que 98,609 personas sufrieron un daño iatrogénico.

¿Por qué ocurren los errores?

Al menos en mi generación y en la de antes se formaba al médico inculcando que en medicina los errores son imperdonables y esto a la larga ha contribuido que los médicos queramos ocultar los errores  por miedo a que piense los compañeros o con el temor de que se nos etiquete de “poca experiencia”. Esto llevaría a no querer admitir un error y ahí cometemos la primera falta.

Pero la realidad es que todos los médicos se han equivocado y seguirán haciéndolo.

También hay otros factores que pueden contribuir, como: agotamiento físico y mental, fallos en la docencia, inadecuada relación médica-paciente, no adecuadas condiciones de trabajo, defectos de recursos, equipos y organizacion, etc.

¿Cómo se podría mejorar el problema?

mejorarActualmente se ha querido incluso comparar el campo de la salud con el de la aviación, en este último se usan muchos sistemas de alarma que van alertando sobre precauciones a tomar para minimizar los riesgos. Esto mismo se pretende en las ciencias médicas.

Aparentemente la solución no es fácil ya que se viene trabajando desde unos años y todavía se continúan cometiendo muchos errores, pero los intentos de mejoras se realizan.

Lo primero es que los profesionales deben aceptar que las equivocaciones existen y una vez hecho esto buscar alternativas de forma individual de como no volver a incurrir en lo mismo (por ejemplo, estudiando el problema en fuentes bibliográficas).

Un avance logrado en España es la informatización de la historia clínica con lo que le permite al facultativo hacer búsquedas rápidas (con ahorro de tiempo) de enfermedades previas del paciente, así como posibles alergias o informaciones importantes anteriores.

Además algunos de los programas informáticos que contienen los expedientes de pacientes, en ocasiones poseen calculadoras y aplicaciones que facilitan al médico el cálculo de dosis de medicaciones y otras medidas a tomar en cuenta.

Otra alternativa a solucionar la situación, es la de la elaboración de protocolos de enfermedades dependiendo a la zona en que se esté atendiendo al enfermo y dejándolos visibles en algunos lugares para que ante la duda el médico pueda consultarlo. Por ejemplo si el servicio es la urgencia de un hospital se realiza un protocolo de infarto cardiaco con los pasos a seguir y medidas a tomar.

Una manera de paliar la situación es que el personal sanitario debe llenar todos los documentos como es debido para evitar confusiones y que además cuando se solicite un medicamento para un paciente hospitalizado lo verifiquen varias personas antes de suministrarlo al enfermo

Algunas soluciones que se están buscando a nivel hospitalario y de centros de salud  de primaria es mantenernos activo en la participación de cursos de formación y actualización médica.

Ya no es raro ver que muchos médicos andan con sus bolsillos repletos de libretas de apuntes y pequeños libros para consultarlos puntualmente en cualquier eventualidad porque la memoria puede fallar.

En fin, todos nos equivocamos y ningún médico me puede decir lo contrario, el que lo niegue está mintiendo.

¿Qué te pareció el artículo? Dejame saberlo comentando más abajo por favor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s